Has podido notar que desde que ha empezado esta estación, y como cada año, parece que se te cae el pelo a borbotones. Tranquila, no te asustes.

Aunque como te digo, suceda año si y el siguiente también, siempre nos ronda la duda de que si será normal ese cambio en la caída.

Lo puedes ver por todas partes. En tu ropa, partes de la casa, por el suelo… y ya ni hablar de cuando te pasas el cepillo o los picasos que quedan en el baño después de la duchita.

Sobretodo lo puedes notar especialmente, si tienes el pelo largo. Bueno, espero que al leer este post, te quede mucho más claro el dilema y dudas que te puedan surgir. O intentar que no sea demasiado esa cantidad caída.

Si convives con animal de compañía, ya sabes que a él también le toca. Y nosotros, somos unas especies más.

Lo que nos afecta directamente, es que tenemos menos horas de luz solar al día. A la misma vez que las temperaturas.

Al disminuir tiene unas consecuencias.

Es en este momento cuando se detiene el crecimiento del cabello en la mayoría de los folículos pilosos. Y ocurre. Si, se produce la caída.

A ello, se le puede sumar los riesgos medioambientales y el inicio a la rutina (y con ello el estrés), posible falta de hierro y vitaminas

Aunque keep calm.

Si se debe a la caída estacional, nacerá nuevo pelo en las estaciones siguientes.

Así que. No hay de qué preocuparse. En la mayoría de los casos es normal notar ese incremento en la caída. Saldrá again.

También te digo linda. Aunque tengamos que aceptarlo, no significa que debamos despreocuparnos completamente. Siempre es importante seguir cuidándolo como se merece.

Controlar el estrés con actividades que te proporcionen paz para contrarrestar la rutina.

Necesitará los dos cepillados diarios y los masajes capilares cuando lo laves con el champú, para activar el flujo sanguíneo del cuero cabelludo. Así puede tener mayor fuerza y darle vidilla a su crecimiento. Como le darás vidilla también (además de a tu estómago y body entero), es alimentándote rico y sano.

Llevar un seguimiento de los posibles déficits en referencia al hierro, vitaminas, minerales…Reducir azúcares y grasas malas integrando en tu dieta las buenas. Como el aguacate, frutos secos, etc.

Por cierto…

¿Descubriste la semana pasada a Elka y su receta? Pues esto te puede echar una mano con ello.

No te olvides tampoco de estos consejos . Funcionan también en esta ocasión.

Espero haberte ayudado linda.

¡Au revoir!

Compartir con:


Comentario (2)

Comentarios deshabitados.